Os voy a contar cómo he aplicado el método KonMari a la costura

La Magia del Orden y la costura

20.10.15 ana5059 45 Comentarios


Os voy a contar cómo he aplicado el método KonMari a la costura
Como os decía el otro día, y como os he ido mostrando a través de Instagram, en septiembre me compré y devoré en dos tardes el libro "La Magia del Orden", de Marie Kondo (conocida como KonMari), una joven japonesa que tiene el método definitivo para mantener el orden en casa. 



Resumiendo muchísimo se basa en que antes de ordenar hay que desechar tooooooodo lo que no necesitamos ni nos hace felices. Partiendo de esa base el libro nos da argumentos para las personas diogeneras como yo, que ponemos mil excusas para no tirar nada. Además nos dice por dónde empezar, cómo seguir y qué dejar para el final, de manera que sea un proceso sencillo.
Después se pasa a la fase de ordenación definitiva. La idea es simplificar mucho, tanto el volumen de objetos como el método de ordenación.

Después de leerlo lo pusimos en práctica. Salieron un montón de bolsas de basura (80 más o menos) y algún mueble. Sin remordimiento! Estuvimos unas tres semanas hasta que examinamos toooooda la casa.

Lo relacionado con la costura quedó para el final, porque era uno de los temas más delicados para mí, junto a las cosas de valor sentimental. Os confieso que durante el proceso fui perfilando mi plan, ya que cada vez comprendía mejor a dónde quería llegar.

¿Qué eliminé?
  • Esos restos de tela que quedan después de coser algo: trozos pequeños, irregulares y poco útiles. Solo dejé pedazos de un tamaño superior a 30 x 30 cm.
  • Ropa para reciclar: empecé en la costura a través de los DIY, y acabé haciendo ropa desde cero, que es lo que ahora me gusta y me satisface, pero he guardado montones de prendas con la idea de aprovecharlas para algo... algún día....
    Pues bien: FUERA!!!! He dejado tres o cuatro cosas para las que veo proyectos claros, el resto fuera de mi vida!
  • Trozos de cintas, de puntillas, productos que no sé nombrar, guardadas por si acaso... se han ido al mismo sitio: Fuera.
  • Cremalleras: tenía un pequeño arsenal de cremalleras compradas en mercadillos o en bazares ¿y sabéis qué? que cuando necesitaba una cremallera no me valía ninguna. O el color, o la longitud o que es o no es invisible... Fuera! solo me quedé con unas pocas que había comprado en mercería en colores básicos.
  • Agujas para la máquina de coser, de las que vienen en los kits de Lidl o de los bazares, o sea, malas. Fuera!!! Ahora que mis dos máquinas son Singer, hice un pedido de agujas de marca para tratarlas con cariño y que no se me estropeen.
  • Telas: también he tirado telas. Sí, sí, creía que nunca haría algo así, pero algunas muy feas o muy malas se han ido.
  • Patrones calcados de revistas, que probablemente no volveré a coser, alguna revista que no me gustó nada de nada, un pdf que estaba mal impreso y que pensaba corregir "a ojímetro".... chorradas así: todo fuera.
  • Proyectos inacabados: tenía varias cosas a medias desde hace mucho tiempo, que me agobiaba ver, o sea que no me hacían feliz porque me daban remordimientos: Fuera!!
Después he ordenado (con mucho espacio libre!). Las cosas de la misma categoría juntas (como dice el libro), de manera que todo es fácil de encontrar, en vez de tener cosas desperdigadas por mil sitios diferentes. Las telas están todas juntas en el mismo armario; las cremalleras, botones y corchetes en una caja; las cintas, bies, grosgrain y similares en otra caja; las gomas (para el método anning) en otra; agujas en el mismo sitio, hilos todos juntos, etc. Revistas de patrones clasificadas por marcas y números...

El cuarto de costura
¿Cómo me afecta todo esto? Ya no hablo solo del libro, sino de una fase por la que estoy atravesando últimamente, que me ha hecho replantearme muchas cosas con respecto a la costura y al blog, con el que llevo ya 4 años!!:
  • Voy a seguir cosiendo, sí, pero sin prisa por terminar para publicar en el blog cada lunes (cosa que hacía antes). Eso implica tener más paciencia, descoser si hace falta, ser más pulcra. Adelantaré mis avances por IG, pero bloguearé con tranquilidad, aunque implique menos frecuencia.
  • Partiendo de que para mí lo primero es la tela y a partir de ahí busco el patrón, voy a pensar con cierta antelación qué necesito para cada proyecto: hilo, cremalleras o botones, y comprar solo lo imprescindible. Tal vez penséis: eso es más caro que aprovechar ofertas y tener en casa un poco de todo. Yo os digo: todo lo que invertí en cremalleras de colorinchis y otras cosas, por muy baratas que fueran en su momento, ha sido dinero tirado, porque no lo he usado nunca.
  • Ser ordenada: después de cada sesión de costura intento dejar el cuarto recogido. Lo que ya no necesito lo voy guardando en su sitio, o lo tiro si es el caso. El proyecto que tengo entre manos va a una caja, junto al patrón y las instrucciones. Barro los hilos, recojo la tabla y la plancha.
    Esto son solo 5 minutos y al día siguiente no me da esa pereza abrumadora ver el caos en la mesa.
  • ¿¿Qué pasa con la costura improvisada?? ¿¿acaso esto implica que no habrá costuras arrebatadoras, de esas que necesitas crear algo en una tarde después de un largo proyecto?? Este tipo de costuras por lo general no requieren de muchos suplementos... así que siguen teniendo cabida en mi vida ;)
Os recomiendo el libro. A mi me ha servido de mucho. Me he desecho de mucha basura, de cosas que no me hacían feliz y ocupaban espacio (incluso en mi cabeza), tengo mi casa más despejada, más ordenada y más fácil de limpiar (lo que implica más tiempo para coser). Es un cambio de chip total.

Solo he tratado con detalle el tema costura, pero podría hablar de muchas más cosas. La cuestión es ¿seré capaz de mantener el orden? por el momento llevo más de un mes y mis cajones siguen impecables! 


En este espacio había un armario
¡¡Menudo rollo que os he soltado!! 
¿Alguien más ha leído el libro y ha descubierto que hay otra vida más allá del "voy a guardar esto por si acaso"? ¿Cómo os ha afectado la lectura???

Hasta pronto!!

45 comentarios:

  1. Pues te aplaudo, Ana!! A mí me falta tirar algunas cosas y ser más ordenada, pero ya me había dado cuenta de la paz que me da el orden. Comparto tu intención de coser más tranquila y sin prisa, y estoy segura que, visto el resultado, no te costará seguir con el orden... Enhorabuena!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Nekane. Me has inspirado mucho!
      Bss

      Eliminar
  2. Yo no me he leído el libro pero es interesante lo que explicas, cuando cosemos inevitablemente hacemos acopio de un montón de cosas que "creemos" que vamos a necesitar...y al cabo de unos años vemos que no es así. Yo siempre he tenido especial cuidado en esta cuestión y no compro por tener solo lo que necesito, no tengo montones de telas guardadas por color como suelo ver a muchas costureras, compro solo lo que quiero en el momento que decido que proyecto hacer. En cuanto al orden claro! si tienes un cuarto de costura como es mi caso parece que estés exenta de tenerlo ordenado...pero es un error no, cuanto mas orden tienes mejor es el resultado de tu trabajo ya que en el se refleja tu pulcritud...no puedo entender que alguien puede coser un maravilloso vestido en un cuarto desordenado y que refleja suciedad. Besos linda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sigo comprando telas, aunque creo que me voy a contener un poco, porque ya hay demasiadas. Pero el resto de cosas solo las voy a comprar para cada caso.
      El cuarto de costura es una gozada, pero realmente hay que mantenerlo con orden porque si no, en vez de atraer, nos repele!
      Bss

      Eliminar
  3. Aquí la palabra clave es "PUSIMOS". Yo aplico más o menos el principio de "sólo lo necesario" y no suelo comprar cosas "por si acaso". Pero soy la única :-( . Estoy por regalarle el libro a mi costillo ;-).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que en casa soy yo la diogenes, mi costillo no tiene apego a nada y no guarda mucho, enseguida lo tira todo. Creo que tu chico que debería leerlo....

      Eliminar
  4. Me parece estupendo Ana! yo tengo arrebatos mensuales de tirar cosas, soy ordenada por naturaleza y lo más complicado para mi es convivir con quien no lo es, soy la unica de casa :-O, asi q sufro mucho :)))))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi caso, la más desordenada soy yo... pero me estoy corrigiendo!
      bss

      Eliminar
  5. Me encanta la entrada y creo que puedo aplicar algunas de tus pautas en mis costuras también... Mis cajas de patrones vintage por ejemplo... No me sirven... Mis cajas de cremalleras baratas, no me sirven (también me compro una nueva cuando necesito alguna) y mis colecciones de retales, botones y cintas y no sé qués... Tengo que tirarlas... Ropa antigua ya tiraba, pero los hechos a mano me costaban muchísimo, pero una vez tirada una prenda home-made, el resto es más fácil. Sobre todo porque al principio de mi carrera costurera no tuve muchas prendas, pero ahora aprox. 50% de mi armario es home-made. No puedo ir guardando cada cosa... Es imposible... Necesitaría 3 casas...
    La parte renovada de la casa tenemos bastante recogida y limpia (noto cuanto menos espacio para guardar cosas, menos cosas guardas...) Cuando acabamos los dormitorios y el despacho/cuarto de costura, limpiamos todo el resto... Nos queda bastante...
    Gracias por tu resumen y por enseñar tu cuarto de costura, seguro que me va a servir cuando tengo el mío (pero sigue espacio compartido...) Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Animo Wendy!!! seguro que tú puedes hacerlo!
      bss

      Eliminar
  6. Ohhh me encanta y te admiro, qué bien te habrás quedado!! A mí me cuesta mucho tirar, me lo pienso mucho antes de meter más cosas en casa porque sé que después no salen. El cuarto de costura es lo que tenemos mejor en toda la casa, porque soy la jefa y ahí el que quiera puede entrar peeeeero no me puede dejar trastos por todo. El resto de la casa, lleno del caos de niños y marido. Con lo ordenada que soy, me pone de los nervios ver cosas por el suelo grrrrr creo que nos sobra mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso sí, guardo cremalleras, retales, de todo :-S de vez en cuando los uso, o tiro los diminutos (ay!) o los niños los van usando. También acumulo telas, pero no compro si no me van a caber en los cajones. Y en cuanto a la ropa handmade, igual que la que no, antes guardaba y ahora prefiero darla (y me siento mucho mejor!)

      Eliminar
  7. A mi me da la neura de tirar cosas un par de veces al año mas o menos, y suelen ser un par de sacos comunitarios tranquilamente... Así que lo de las 80 bolsas casi me ha parecido hasta poco porque si me pongo yo... Ventajas/desventajas de tener micho sitio ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tener mucho sitio es una tentación muy grande!
      bss

      Eliminar
  8. Lo voy a hacer todo, jajaja, cada poco tiempo hago limpieza de restos de telas, restos de entretelas que no sé ni porque los guardo etc, etc, es cierto que al acabar una labor se te ocurren nuevas cosas que hacer con los restos pero esas ideas se esfuman en momentos y ahí quedan los restos guardados en el cajón.
    Lo que sí hago es recoger toda la mesa y las máquinas y la plancha y es muy agradable cuando vuelves verlo todo bien y ordenado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La rutina de recoger la tienes bien aprendida, ahora solo queda ser más valiente para tirar lo que no vas a usar. Suerte
      Bss

      Eliminar
  9. Jo me he hartado de escribir y se ha borrado todo.
    Todos mis buenos propósitos escritos se han esfumado.
    Te decía que llevo mucho tiempo acumulando y que no soy capaz de aplicar el método sólo de pensar en que tengo que sacarlo todo de los armarios. Pero prometo que me enfrentaré a ello pase lo que pase.
    De todas formas mi manera de pensar ya ha cambiado: compro menos y tiro más. Te aplaudo Ana, enhorabuena por haberlo conseguido :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hazlo poco a poco. Un día sacas todas las camisas, camisetas, blusas y partes de arriba. Solo eso. Y decides qué se vuelve al armario y que se queda fuera. Otro día las faldas, pantalones, vestidos. No lo hagas todo a la vez porque te vas a agobiar. Ya verás, cada vez decidirás con más rapidez!
      Bss

      Eliminar
  10. la verdad es que soy de comprar cosas que necesito pero a veces tambien me da pena tirar, de vez en cuando hago estas limpias y algunas veces no creas, tiro cosas que me acuerdo que tenia, pero como lo mio pasa por las manualidades y papeles telas y un sinfin de cosas, no tengo un sitio para todo ya me gustaria,intento tenerlo por categorias pinturas y manualidades y cartulinas, papeles pegamentos, bueno que te voy a contar, tendre que tener un poco desperdigado pero con orden y es que mi hermana dice que soy cuuadriculada,pero siempre tengo las cosas en su sitio, gracias por el consejo,besssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pepa, veo que no tienes mucho problema, al menos lo tienes ordenado todo y sabes donde están las cosas. Bien por tí!
      Bss

      Eliminar
  11. Ay Ana, llevo días intentando meterle mano al armario y después de leer todo esto hoy va a ser el gran día. A ver lo que consigo, desde luego que me siento motivada , sólo espero no desinflarme en el camino.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Ay Ana, llevo días intentando meterle mano al armario y después de leer todo esto hoy va a ser el gran día. A ver lo que consigo, desde luego que me siento motivada , sólo espero no desinflarme en el camino.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien Conchi, Te vas a quedar muy agusto y con mucha necesidad de coser más!
      bss

      Eliminar
  13. Lo bueno de no tener cuarto de costura y coser en la mesa del salón es que al terminar recoges todo sí o sí... y al tener poco espacio en casa también suelo tener sesiones furiosas de antodiógenes. Lo que peor llevo es acumular ropa de varias temporadas "por si acaso".. pero bueno poco a poco.
    No soy ordenada porque con las dos peques es casi imposible, pero se va haciendo lo que se puede.
    Un besote

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La falta de espacio no deja acumular, pero aun así, guardamos tantas tonterías....
      Bss

      Eliminar
  14. Yo la verdad es que soy más bien, mejor dicho MUY vaga y me cuesta ponerme a recoger, pero cuando me pongo soy una máquina. No tiendo a acumular nada, voy comprando según necesito, solo telas y hasta de eso llevo un año apenas sin comprar tirando de las que tenía. Y esto lo aplico a toda mi casa, nunca he querido trastos que solo uso una vez al año, para una vez puedo vivir sin ellos, me gustan los espacios amplios y medio vacíos. Eso si, como no tengo niños y Mc Gyver tiene su propio despacho en una habitación todo el comedor es mío, y como buena vaga siempre lo tengo hecho un desastre. Al principio recogía y limpiaba bien todo cada vez que acababa un proyecto, ahora como siempre tengo algo entre manos ya ni me molesto. Hasta la tabla de la plancha la tengo ya siempre fuera, menos mal que tengo un comedor grande. Eso si, hay ciertas cosas cuando hay cambios de temporada y esas cosas que uno aprovecha para hacer limpieza que siempre vuelven a la caja, no soy capaz de tirarlas.
    Lo que estás haciendo no es nada fácil. ¡¡¡Ole por ti!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias San. Yo ERA (creo que lo puedo decir en pasado) muy acumuladora, pero ahora ya no compro tan a la ligera.
      Bss

      Eliminar
  15. Ana! cuando nos recomendaste el libro, el fin de semana siguiente coloqué el armario, no soy muy desordenada pero si me da pena tirar ropa que hace la tira que no me pongo, conseguí deshacerme de dos pantalones que me hice el año pasado y no me veía con ellos, tres vestidos y un jersey que me hice cuando empecé a coser y ni me los ponía ni eran mi tipo a si que como dices... fuera!... y que bien me quedé!
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también he tirado ropa handmade, unas cosas porque estaban mal hechas (hay que reconocerlo) otras porque no las ponia nunca (que tambien me ha pasado) y otras porque no me sentía agusto. Lo que está en buen estado a los contenedores de ropa, el resto a la basura.
      Te animo a repasar no solo la ropa, sino otras cosas ¿cremas, maquillajes, revistas?
      bss

      Eliminar
  16. Yo también me interesé por el tema cuando te lo he ido leyendo a ti, y un día que estaba inspirada abrí mi armario y tiré más de lo que me quedé... y no solo no me he arrepentido, creo que voy a hacer una segunda fase con alguna cosa que se ha quedado y sobra. Otro día hice lo mismo con los tupper y botes de cristal, otro día libros y películas de DVD... estoy to loca tirando, jaja, pero se respira una paz en casa que no veas.
    besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bien Julia, has hecho muy bien. Ya veras como disfrutas de tener espacio libre y que la ropa no esté apretujada en los armarios!

      Eliminar
  17. no he leído el libro, pero desde que empecé a aplicar las ideas del blog "casa perfecta" me cuesta menos mantener el orden y acumular cosas. creo q los principios deben ser parecidos al libro que comentas.
    si quieres echa un vistazo que te gustará.


    un beso

    ResponderEliminar
  18. no he leído el libro, pero desde que empecé a aplicar las ideas del blog "casa perfecta" me cuesta menos mantener el orden y acumular cosas. creo q los principios deben ser parecidos al libro que comentas.
    si quieres echa un vistazo que te gustará.


    un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Marta! No conocía ese blog y me parece muy interesante, de hecho estoy aplicando eso de que "si algo no te lleva más de 2 minutos hazlo ahora".
      Bss

      Eliminar
  19. Yo tambien leí el libro y aunque no lo seguí al pie de la letra me ha servido de mucha ayuda. Estoy encantada de haberme deshecho de montones de libros que nunca más volveria a leer y zapatos y ropa que ni por asomo los volveria a vestir. Mi armario está despejado y conforme cosa nuevas prendas otras irán saliendo, acumulación cero!

    ResponderEliminar
  20. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  21. Hola
    Creo que es la primera vez que te comento. Eso del orden es algo que me tiene obsecionada! y es que de verdad no puedo con todo lo de mi casa ( o eso siento yo), me apunto el libro, muhas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya verás como el libro te ilumina, pero la cuestión, como dice y digo y repito, es reducir lo que tenemos! Seguro que hay muchas cosas ocupando tus armarios que no utlizas, que ni siquiera recuerdas, por tanto, no las necesitas.
      Suerte!

      Eliminar
  22. Qué pena que hice limpieza hace unas semanas de mis cosillas de costura, saqué un par de bolsas pero guardé muchísimas cosas también 'por si acaso'. ¡Tenía que haberme leído el libro antes! Estuve a punto de tirar todos los retales pequeños de tela que he ido acumulando en estos 5/6 años y que todavía no he utilizado nunca pero al final reculé y lo guardé todo :( Me siento identificada con el 'manojo de cremalleras', tengo invisibles de todos los colores desde los principios y creo que sólo he utilizado una negra. Las agujas de los chinorris para mi antigua máquina de coser ya no las quiero para nada y aun así las sigo guardando. Voy a tener que repetir la limpieza, pero antes me haré con una copia del libro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no repites la limpieza, al menos te darás cuenta de que no necesitas guardar esos pequeños retales, y que no necesitas comprar cosas al tun tun.
      Bss!

      Eliminar
  23. Creo que debería leerme ese libro, a mi me pasa que soy un poco anárquica por naturaleza y cualquier orden o rutina me cuesta bastante, pero luego veo que me compensa. Por ejemplo, a mi los blog me han ayudado a centrarme a terminar proyectos y en definitiva a poner buenas rutinas en mi vida. Creo que lo que peor llevaría es lo de tirar lo que no uso, ya que yo coso muchos de mis proyectos como "costura de aprovechamiento" y la verdad es que tarde o temprano a provecho bastantes cosas.
    En fin que has picado la curiosidad este libro me lo leo, ya os contaré si a mi me hace reflexionar...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si realmente reaprovechas cosas, puedes guardar, claro que sí. Pero si solo acumulas bolsas de ropa sin sentido... pues entonces hay que replantearselo.
      Ya me contarás si el libro te hace "clic"
      Bss

      Eliminar
  24. Uff me has dado que pensar, ahora tengo un conflicto interno muy grande!!
    La semana pasada tenia la mesa del cuarto de costura que ni se veía, me puse una mañana y la recogí entera, tiré un montón de cosas y otras las guardé en su sitio y cuando vino Naia del insti me dijo "anda si has puesto aquí una mesa" jajajaja. Tan solo con ese aclarón que hice ya me han entrado mas ganas de coser y me he planteado que cada vez que acabe un proyecto debo recoger/tirar todo lo que quede de ese proyecto, revista, patrones, trozos de tela inservibles.... y bueno solo he hecho una prenda y de momento lo cumplo.
    Por otro lado, me veo incapaz de reordenar el armario/cajones/cajas de las telas con el fin de tirar cosas, se a ciencia cierta que lo tire lo voy a necesitar poco tiempo después así que de momento lo que voy haciendo es ir gastando telas y no comprar nuevas.
    También acumulo cremalleras y botones pero cuando compro así impulsivamente intento que sean cosas de colores neutros o que pueden ir para las telas que tengo y que se que voy a utilizar, me da mucha rabia tener que coger el coche para ir a comprar una cremallera que cuesta 1 €, entre ir, aparcar, pagar la zona azul y demás no me compensa.
    Nunca compro agujas para la máquina ni en chinos, ni tiendas de toda a 100 ni en mercadillos, siempre en mercerías. El otro día me dijo el técnico de Alfa que las mejores eran las SCHMETZ que son justo las que yo compro :-)
    En casa. mi marido y yo somos diógenes los dos y Naia un poco. Tenemos tres casas y vamos llevando de un sitio a otro y creo que ese es el problema que tenemos demasiado espacio!!! Yo creo que mi enfermedad es crónica y creo que nunca me curaré, aunque creo que me leeré el libro a ver si tengo solución!!.

    Besos

    ResponderEliminar
  25. Te tengo que decir que vi tu foto en instagram e inmediatamente me puse a buscar información del libro y me lo acabé comprando esa misma noche. Me agobiaba mucho todo el tema de la costura porque tenía bolsa con telas y prendas para reciclar por toda la casa. Ahora sólo hay tres cajas (con las telas perfectamente dobladas en vertical) y mi agobio ha desaparecido. Eso y un montón de cosas que han ido fuera.

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!

analytics